Lesiones y Abusos

 

Pueden ser físicas o psíquicas y provenir de muy diversas fuentes

Como en el caso anterior, las lesiones pueden ser físicas o psíquicas y provenir de muy diversas fuentes (una caída en la calle, un atropello, una pelea, un robo, una agresión sexual, una imprudencia grave ajena...) y deben ser indemnizadas. Si las lesiones son ocasionadas voluntaria y conscientemente, o con imprudencia grave, son un delito y deben ser denunciadas con el corriente parte de urgencias previo.
La Policía hará el atestado y lo remitirá al Juzgado, donde estaremos a su disposición para acusar a quien le lesionó o para defenderle de la acusación de lesiones. Debe saber que una primera asistencia de calidad y fundada en la Policía es muy importante para evitar posteriores faltas de credibilidad ante los jueces..

A menudo las lesiones van conexas con agresiones sexuales: actos inconsentidos de carácter sexual sobre el cuerpo de otra persona: se califican como abusos (si no hay violencia o intimidación), o agresión sexual (si hay violencia o intimidación, cuando es con penetración se conoce habitualmente por "violación").


No permita que nadie atente contra su libertad sexual ni contra su intimidad ni tampoco permita que le acusen en falso de semejante cosa. Nosotros defenderemos plenamente sus derechos.

 

¿Necesita un abogado?


Llámenos al 876 015 827 o rellene el siguiente formulario y nos pondremos en contacto a la mayor brevedad posible.


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies